Psyathome

¿Qué es una madre tóxica?

Si bien las relaciones tóxicas no son exclusivas de las relaciones entre padres e hijos, la toxicidad en estas relaciones a menudo puede ser la más dañina, ya que los padres son responsables de ayudar a moldear la forma en que sus hijos se ven a sí mismos y al mundo que los rodea.

Las figuras de la madre y el padre pueden significar diferentes cosas en diferentes familias, especialmente en hogares monoparentales o multigeneracionales. Dicho esto, veremos principalmente lo que significa tener una relación materna tóxica. También veremos cómo estas relaciones pueden afectar la visión que una persona tiene de sí misma y cómo esa relación puede llevar a la edad adulta.

¿Qué es una relación tóxica?

Para entender lo que significa tener una relación tóxica con un padre, es esencial comprender lo que significa ese término con respecto a cualquier relación.

En pocas palabras, una relación tóxica es aquella en la que se pone en peligro tu bienestar mental, psicológico o físico. A menudo, las relaciones tóxicas pueden surgir de la buena voluntad, como si un padre se involucra demasiado en las complejidades de su vida personal porque no quiere que suceda nada malo.

Dicho esto, esto puede convertirse fácilmente en una relación que carece de límites personales. Las relaciones tóxicas también pueden provenir de la falta de comunicación o suceder cuando todos los medios de comunicación son principalmente en forma de críticas.

Si bien las relaciones tóxicas pueden ocurrir en las relaciones románticas e incluso en las amistades, las relaciones parentales que son tóxicas a menudo pueden ser las más dañinas debido al papel que desempeñan los padres en la formación de su visión del mundo.

Señales de relaciones tóxicas entre padres e hijos

Un estudio señaló que los padres que son tóxicos para sus hijos también sufren de depresión, lo que demuestra lo importante que es abordar su propia salud mental. Si se pregunta si usted o alguien que conoce experimentó una relación tóxica entre padres e hijos, pregúntese si ha presenciado o experimentado estas cosas:

culpando

Los padres tóxicos suelen culpar a sus hijos de sus propios problemas. Por ejemplo, si un padre está constantemente molesto por una casa sucia, es probable que culpe a su hijo por el desorden, incluso si su hijo no participó en su creación.

Falta de empatía o comprensión

Los padres tóxicos normalmente no se esfuerzan por entender a sus hijos y sus luchas. Esto puede aplicarse a que su hijo tenga un desempeño deficiente en la escuela, los deportes o cualquier cantidad de actividades. Lo que es peor es que normalmente se quejan o reprenden a su hijo como resultado de cualquier comportamiento que consideren inferior. Como resultado, el niño puede sentir que no tiene a quién acudir en busca de apoyo.

Explotación

Los padres tóxicos esperan mucho de sus hijos, pero no les dan mucho a cambio. Un ejemplo podría ser que esperan que su hijo mire más allá de su propio comportamiento negativo mientras se niegan a hacer lo mismo por ellos.

Negatividad

Los padres tóxicos no solo son negativos con respecto a sus hijos, a menudo son negativos con respecto al estado del mundo. Por lo general, le dirán esto a sus hijos, lo que puede generar más estrés para el niño.

Límites pobres

Los padres tóxicos pueden compartir demasiado con sus hijos, tratándolos como su terapeuta con respecto a varias cosas que el niño no puede controlar o comprender. Esto puede llevarlo a la edad adulta y causarle problemas al niño a medida que descubre cómo manejar sus relaciones.

Si estos problemas continúan hasta la edad adulta, es importante reconocer cuándo está sucediendo y decirle a tus padres que no tolerarás este tipo de comportamiento. Si lo está afectando continuamente, puede ser hora de considerar limitar la cantidad de comunicación que permite de ese padre.

Por qué estas relaciones pueden causar tanto daño

Si bien puede comprender que estas relaciones son difíciles de manejar, pueden tener repercusiones graves, incluido el daño potencial al cerebro. El Dr. Richard A. Friedman, profesor de psiquiatría en el Weill Cornell Medical College, señaló en un ensayo que la exposición prolongada al estrés y al trauma en realidad podría dañar el cerebro al matar células en el hipocampo.

Afortunadamente, la terapia y el tratamiento adecuado pueden ayudar a reparar este daño.

Dicho esto, estas son algunas de las cosas con las que los niños y adultos de padres tóxicos pueden lidiar hasta bien entrada la edad adulta:

Dificultad en las relaciones

En el libro «Paternidad venenosa: relaciones tóxicas entre los padres y sus hijos adultos«, los autores señalan que la falta de confianza en los vínculos emocionales tempranos puede llevar a los niños a formar relaciones poco saludables cuando sean adultos. Como adultos, estos niños pueden sufrir sentimientos de abandono, miedo, violación y soledad. También pueden tener dificultades confiar en parejas románticas o amigos cercanos.

Problemas de comportamiento

Un estudio observó a 10 madres abusivas y 10 amorosas mientras interactuaban con sus hijos en una guardería. Descubrieron que las madres abusivas eran inconsistentes en sus técnicas de crianza y menos flexibles cuando sus hijos no cumplían con sus órdenes.

El resultado fue que sus hijos se portaron mal con más frecuencia que los hijos de madres cariñosas. Estos resultados muestran que este tipo de crianza puede moldear negativamente los patrones de comportamiento de un niño en el futuro.

Estrés tóxico

Otro informe encontró que el resultado de las relaciones tóxicas es el estrés tóxico. Al observar a los adultos que experimentaron estrés tóxico cuando eran niños, los investigadores descubrieron que resultó en problemas de aprendizaje y problemas de comportamiento y tuvo un impacto negativo en el bienestar mental y físico de las personas hasta la edad adulta.

Como hacer frente

Si bien encontrar un terapeuta es ciertamente una buena idea, hay cosas que puede hacer todos los días para asegurarse de que está manejando sus emociones de manera saludable. este diario explica cómo lidiar positivamente con los padres que continuamente muestran comportamientos poco saludables.

  • Establece límites y apégate a ellos: Incluso si todavía vives bajo el techo de tus padres, puedes establecer límites físicos y emocionales. Esto es especialmente importante en la edad adulta. En ambos casos, déjele claro a los padres que si no se respetan estos límites, limitará el contacto o el tiempo que pase con ellos. Un ejemplo de un límite saludable sería limitar la cantidad de llamadas telefónicas que aceptas de tus padres o hacerles saber que no pueden pasar por tu casa sin previo aviso. Sea explícito pero amable al explicar estos límites a sus padres, y luego manténgalos fieles a su palabra.
  • Cuídate: Esto significa físicamente a través del ejercicio y una buena alimentación, así como mentalmente buscando terapia y participando en actividades como la meditación.
  • Encuentra maneras de expresar tus emociones: Esto podría ser a través de deportes, ejercicio o arte. El punto principal aquí es encontrar una manera constructiva de dejar salir tus emociones.
  • Practique expresando sus necesidades: Practica formar relaciones saludables con los demás expresando tus necesidades y diciendo cómo te sientes. Esto también te ayudará a evitar buscar la aprobación constante de los demás.

Una palabra de Psyathome

Sepa que usted no es lo que le pasó, puede superar su pasado sin importar lo que pasó. Si bien puede requerir un trabajo constante en la terapia y en las prácticas diarias, es totalmente posible y nunca te arrepentirás de mejorar al superar este obstáculo.

Deja un comentario

Una lista de trastornos psicológicos

Desórdenes de ansiedad PhotoAlto/Ale Ventura / Getty Images Los trastornos de ansiedad son aquellos que se caracterizan por miedo excesivo y persistente, preocupación, ansiedad y

Hablar en público con ansiedad social

La ansiedad por hablar en público, también conocida como glosofobia, es uno de los miedos sociales más comunes. Si bien algunas personas pueden sentirse nerviosas

Psicología del deporte

¿Cómo te ayuda un psicólogo deportivo a mejorar tu rendimiento? Las emociones que experimentamos y las ideas que cruzan nuestra mente afectan nuestro desempeño diario.

Mujeres que quieren demasiado

La ninfomanía, también conocida como hipersexualidad femenina, es una adicción interminable, una adicción al sexo que afecta a todos los ámbitos de la vida y