Psyathome

¿Qué es el optimismo?

¿Qué es el optimismo?

El optimismo es una actitud mental caracterizada por la esperanza y la confianza en el éxito y en un futuro positivo. Los optimistas son aquellos que esperan que sucedan cosas buenas, mientras que los pesimistas predicen resultados desfavorables. Las actitudes optimistas están vinculadas a una serie de beneficios, que incluyen mejores habilidades de afrontamiento, niveles más bajos de estrés, mejor salud física y mayor persistencia en la consecución de objetivos.

Los optimistas tienden a ver las dificultades como experiencias de aprendizaje o contratiempos temporales. Incluso el día más miserable les promete que «mañana probablemente será mejor».

Si siempre ve el lado bueno de las cosas, puede sentir que experimenta más eventos positivos en su vida que otros, se encuentra menos estresado e incluso disfruta de mayores beneficios para la salud.

¿Cómo lo sabes?

Hay una serie de características clave que los optimistas tienden a compartir. Algunas señales de que tiendes a ser optimista:

  • Sientes que cosas buenas sucederán en el futuro.
  • Esperas que las cosas salgan lo mejor posible.
  • Sientes que tendrás éxito frente a los desafíos de la vida.
  • Sientes que el futuro parece brillante.
  • Piensas que incluso las cosas buenas pueden provenir de eventos negativos.
  • Ve los desafíos u obstáculos como oportunidades para aprender.
  • Sientes gratitud por las cosas buenas de tu vida.
  • Siempre está buscando formas de aprovechar al máximo las oportunidades.
  • Tienes una actitud positiva sobre ti mismo y los demás.
  • Acepta la responsabilidad por los errores, pero no se detiene en ellos.
  • No permite que una mala experiencia enturbie sus expectativas para el futuro.

Hay muchos factores que influyen en el optimismo, pero si tiende a ser más optimista o más pesimista, a menudo se puede explicar por la forma en que explica los eventos de su vida.

Presiona Play para obtener consejos sobre resiliencia

Presentado por la editora en jefe y terapeuta Amy Morin, LCSW, este episodio de The Psyathome Mind Podcast, con el legendario compositor y presentador de programas de entrevistas John Tesh, comparte cómo motivarse cuando tiene dificultades, cómo usar la visualización de una manera útil. y el único tipo de lista que todos deberían crear para sí mismos. Haga clic a continuación para escuchar ahora.


Siga ahora: Podcasts de Apple / Spotify / Podcasts de Google / RSS

Estilos explicativos

El estilo explicativo o estilo atribucional se refiere a cómo las personas explican los eventos de sus vidas. Hay tres facetas de cómo las personas pueden explicar una situación. Esto puede influir en que se inclinen por ser optimistas o pesimistas:

  • Estable frente a inestable: ¿Puede el tiempo cambiar las cosas, o las cosas permanecen igual sin importar el tiempo?
  • Global frente a local: ¿Es una situación un reflejo de solo una parte de tu vida, o de tu vida como un todo?
  • Interno vs. Externo: ¿Sientes que los eventos son causados ​​por ti o por una fuerza externa?

Los realistas ven las cosas con relativa claridad, pero la mayoría de nosotros no somos realistas. En cambio, tendemos a atribuir los eventos en nuestras vidas de manera optimista o pesimista.

Estilo explicativo optimista

Los optimistas explican que los eventos positivos sucedieron debido a sus propias acciones o características (internas). También los ven como evidencia de que sucederán más cosas positivas en el futuro (estables) y en otras áreas de sus vidas (globales).

Por el contrario, ven los eventos negativos como si no fueran su culpa (externa). También los ven como casualidades (aislados) que no tienen nada que ver con otras áreas de sus vidas o eventos futuros (locales).

Por ejemplo, si un optimista obtiene un ascenso, es probable que crea que es porque es bueno en su trabajo y recibirá más beneficios y promociones en el futuro. Si se les pasa por alto para la promoción, es probable que hayan tenido un mal mes debido a circunstancias atenuantes, pero les irá mejor en el futuro.

Estilo explicativo pesimista

Los pesimistas piensan de manera opuesta. Creen que los eventos negativos son causados ​​por sus propios errores o rasgos (internos). Creen que un error significa que vendrán más (estable), y los errores en otras áreas de la vida son inevitables (globales) porque ellos son la causa. Ven los eventos positivos como casualidades (locales) causadas por cosas que están fuera de su control (externas) y que probablemente no volverán a suceder (inestables).

Un pesimista vería una promoción como un evento afortunado que probablemente no volverá a suceder, e incluso puede preocuparse de que ahora esté bajo un mayor escrutinio. Ser pasado por alto para una promoción probablemente se explicaría como no tener la habilidad suficiente. Por lo tanto, esperarían ser pasados ​​por alto nuevamente.

Cómo practicar el optimismo

Comprensiblemente, si eres optimista, esto es un buen augurio para tu futuro. Es más probable que los eventos negativos pasen desapercibidos, mientras que los eventos positivos afirman su confianza en sí mismo, su capacidad para hacer que sucedan cosas buenas ahora y en el futuro, y en la bondad de la vida.

La investigación sugiere que la genética determina alrededor del 25 % de sus niveles de optimismo y las variables ambientales fuera de su control, como su nivel socioeconómico, también juegan un papel importante.Pero esto no significa que no puedas mejorar activamente tu actitud.

Si bien puede tender a tener un estilo explicativo optimista o pesimista, hay cosas que puede hacer para ayudar a cultivar una actitud más optimista. Éstos incluyen:

  • Ser más consciente: Mindfulness es un enfoque en estar comprometido, atento y presente en el aquí y ahora. Puede ser una técnica útil para ayudarlo a concentrarse en lo que importa en el presente y evitar preocuparse por eventos futuros y cosas que están fuera de su control. Si vive plenamente el momento, es mucho menos probable que reflexione sobre experiencias pasadas negativas o se preocupe por los próximos eventos. Esto le permite sentirse más agradecido por lo que tiene ahora y menos consumido por arrepentimientos y ansiedades.
  • Practica la gratitud: La gratitud se puede definir como una apreciación de lo que es importante en la vida. Un estudio encontró que los participantes a los que se les asignó escribir en un diario de gratitud mostraron un mayor optimismo y resiliencia.Si está tratando de desarrollar una actitud más optimista, reserve unos minutos cada día para anotar algunas de las cosas por las que está agradecido.
  • Anota tus emociones positivas: La investigación ha demostrado que algo tan simple como escribir pensamientos positivos puede ayudar a mejorar su optimismo. Un estudio encontró que la escritura expresiva centrada en las emociones positivas estaba relacionada con una disminución de la angustia mental y un mejor bienestar mental.

También es posible desarrollar un optimismo aprendido. Los pesimistas esencialmente pueden aprender a ser optimistas al pensar en sus reacciones ante la adversidad de una manera nueva y desafiar conscientemente el diálogo interno negativo.

Reestructuración cognitiva

Usando una práctica llamada reestructuración cognitiva, puede ayudarse a sí mismo y a otros a ser más optimistas desafiando conscientemente el pensamiento negativo y autolimitante y reemplazándolo con patrones de pensamiento más optimistas.

El proceso de reestructuración cognitiva implica algunos pasos diferentes:

  1. Identificar las situaciones que desencadenan pensamientos o estados de ánimo negativos.
  2. Evalúa cómo te sientes en este momento.
  3. Identifique los pensamientos negativos que está teniendo en respuesta a la situación.
  4. Mire la evidencia para apoyar o refutar sus pensamientos negativos.
  5. Concéntrese en los hechos objetivos y reemplace los pensamientos negativos automáticos por otros más positivos y realistas.

Impacto del optimismo

Ha habido una gran cantidad de investigación sobre optimistas y pesimistas. La investigación ha demostrado que una cosmovisión optimista conlleva ciertas ventajas.

Mejor salud

Los estudios muestran regularmente que los optimistas tienen más probabilidades de mantener una mejor salud física que los pesimistas, lo que incluye un 50 % menos de riesgo de enfermedad cardiovascular y mayores tasas de supervivencia cuando luchan contra el cáncer.Algunos estudios también han relacionado un estilo explicativo pesimista con tasas más altas de enfermedades infecciosas, mala salud y mortalidad más temprana.

mayor logro

El psicólogo Martin Seligman, el padre fundador de la psicología positiva, analizó los equipos deportivos y descubrió que los equipos más optimistas creaban una sinergia más positiva y se desempeñaban mejor que los pesimistas. Otro estudio mostró que los nadadores pesimistas a quienes se les hizo creer que lo habían hecho peor de lo que lo habían hecho eran propensos a tener un desempeño deficiente en el futuro. Los nadadores optimistas no tenían esta vulnerabilidad.

Persistencia

Los optimistas no se dan por vencidos tan fácilmente como los pesimistas, y es más probable que logren el éxito gracias a ello. Las personas con actitudes optimistas son más propensas a continuar trabajando hacia sus metas, incluso frente a obstáculos, desafíos y contratiempos. Tal persistencia en última instancia significa que es más probable que logren sus objetivos.

Salud emocional

Las investigaciones sugieren que la terapia cognitiva (que consiste en reformular los procesos de pensamiento de una persona) puede ser tan eficaz o más eficaz que los medicamentos antidepresivos en el tratamiento de la depresión clínica.Tales mejoras también tienden a ser duraderas, lo que sugiere que son más que una solución temporal. Las personas que tienen este entrenamiento en el optimismo parecen ser más capaces de manejar con eficacia futuros contratiempos.

Mayor longevidad

En un estudio retrospectivo de 34 jugadores de béisbol saludables del Salón de la Fama que jugaron entre 1900 y 1950, los optimistas vivieron significativamente más. Otros estudios han demostrado que las pacientes optimistas con cáncer de mama tenían una mejor calidad de vida que las pacientes pesimistas y desesperadas.

Menos estrés

Los optimistas también tienden a experimentar menos estrés que los pesimistas o los realistas. Debido a que creen en sí mismos y en sus habilidades, esperan que sucedan cosas buenas. Ven los eventos negativos como contratiempos menores que se pueden superar fácilmente y ven los eventos positivos como evidencia de más cosas buenas por venir. Al creer en sí mismos, también toman más riesgos y crean eventos más positivos en sus vidas.

Las investigaciones muestran que los optimistas son más proactivos con el manejo del estrés. Tienden a favorecer los enfoques que reducen o eliminan los factores estresantes y sus consecuencias emocionales. Debido a que los optimistas trabajan más en el manejo del estrés, están menos estresados.

Peligros potenciales

El optimismo es generalmente una característica positiva que confiere una serie de beneficios para la salud física y mental. Pero esto no significa que no tenga algunos peligros potenciales. Algunas formas en que el optimismo puede ser perjudicial incluyen:

  • sesgo de optimismo: A veces, el optimismo excesivo puede llevar a las personas a sobrestimar la probabilidad de que puedan experimentar cosas buenas y evitar las malas. El sesgo de optimismo sugiere que las personas a menudo subestiman su riesgo de experimentar resultados negativos. Esto a veces puede llevar a las personas a involucrarse en comportamientos riesgosos que en realidad aumentan sus posibilidades de tener un mal resultado.
  • Mala evaluación de riesgos: Cuando las personas son demasiado optimistas acerca de algo, es menos probable que piensen en todos los riesgos potenciales y tomen medidas para mitigar esos problemas. En última instancia, esto puede hacer que sea más probable que sus esfuerzos fracasen, o al menos se enfrenten a problemas importantes en el camino.
  • Positividad tóxica: A veces, las personas tienden a sobrevalorar los sentimientos positivos mientras ignoran o incluso reprimen los negativos. También puede hacer que las personas invaliden las experiencias emocionales de las personas que están pasando por momentos difíciles.

Los optimistas pueden evitar algunos de estos escollos centrándose en mantener un enfoque saludable y realista de la positividad. En lugar de centrarse solo en «mantenerse positivo» e ignorar otras emociones, el objetivo debe ser tratar de ver el lado positivo sin dejar de reconocer las dificultades de la situación.

Deja un comentario

Sara Lindberg, M.Ed – Psyathome Mind

Reflejos BS en Ciencias del Ejercicio, M.Ed. en Consejería Más de 20 años de experiencia en salud mental y consejería trabajando con adolescentes/adolescentes y sus

Leah campbell muy bien mente

Reflejos Mi propio viaje de salud me inspiró a ayudar a otros a aprender cómo educarse y abogar por sí mismos para lograr una salud

Cómo mejorar tus habilidades sociales

¿Crees que te faltan habilidades sociales? ¿Te consideras una persona tímida? ¿Te sientes bien cuando estás con otras personas? ¿Te sientes solo? Si ha respondido