Psyathome

¿Qué es el liderazgo democrático?

¿Qué es el liderazgo democrático?

El liderazgo democrático, también conocido como liderazgo participativo o liderazgo compartido, es un estilo de liderazgo en el que los miembros del grupo asumen un papel participativo en el proceso de toma de decisiones. Este tipo de liderazgo puede aplicarse a cualquier organización, desde empresas privadas hasta escuelas y el gobierno.

Con un estilo de liderazgo democrático, todos tienen la oportunidad de participar, las ideas se intercambian libremente y se fomenta la discusión. Si bien este proceso tiende a centrarse en la igualdad del grupo y el libre flujo de ideas, el líder democrático todavía está allí para ofrecer orientación y control.

El líder democrático también está encargado de decidir quién está en el grupo y quién puede contribuir a las decisiones que se toman. La investigación ha encontrado que el estilo de liderazgo democrático es uno de los tipos más efectivos y conduce a una mayor productividad, mejores contribuciones de los miembros del grupo y una mayor moral del grupo.

Características del Liderazgo Democrático

Algunas de las características principales del liderazgo democrático incluyen:

  • Se alienta a los miembros del grupo a compartir ideas y opiniones, aunque el líder conserva la última palabra sobre las decisiones.
  • Los miembros del grupo se sienten más comprometidos con el proceso.
  • La creatividad es fomentada y recompensada.

Los investigadores sugieren que los buenos líderes democráticos poseen rasgos específicos, como ser un jugador de equipo, estar dispuesto a adaptarse, tener una mente imparcial y participar en el proceso. Los líderes democráticos fuertes inspiran confianza y respeto entre sus seguidores.

Estos líderes son sinceros y toman decisiones basadas en su moral y valores. También tienden a buscar opiniones diversas y no intentan silenciar las voces disidentes o que ofrecen un punto de vista menos popular. Como resultado, los seguidores se sienten inspirados para actuar y contribuir al grupo.

Ejemplos de Liderazgo Democrático

Más de la mitad de los países con poblaciones de más de 500.000 habitantes utilizan un estilo de liderazgo democrático, y estas cifras aumentan desde la década de 1970. Estados Unidos es uno. Suecia, Filipinas, Indonesia, Corea del Sur y los Países Bajos son algunos otros.

Algunas empresas también operan con un estilo de gestión democrático, ofreciendo un enfoque de liderazgo participativo. Google es uno, y sus fundadores comparan su estilo de liderazgo con ser «padres orgullosos que ofrecen consejos y amor, ¡pero no regaños diarios!» A Jack Dorsey, el ex director ejecutivo de Twitter, también se le atribuía a menudo las características de un líder democrático.

Incluso puede encontrar ejemplos de liderazgo democrático dentro de clubes escolares y organizaciones 4-H. A Tommy Lasorda, ex gerente de los Dodgers de Los Ángeles que ganó dos campeonatos de la Serie Mundial, se le atribuye ser un líder participativo en el deporte del béisbol.

Beneficios del liderazgo democrático

Debido a que se alienta a los miembros del grupo a compartir sus pensamientos, el liderazgo democrático puede conducir a mejores ideas y soluciones más creativas a los problemas. Los miembros del grupo se sienten más involucrados y comprometidos con los proyectos, por lo que es más probable que se preocupen por los resultados finales.

La investigación sobre estilos de liderazgo ha demostrado que el liderazgo democrático contribuye a una mayor productividad entre los miembros del grupo. Esta forma de liderar también se ha relacionado con aumentos en la moral del grupo.

Contras

  • Fallos de comunicación

  • Mala toma de decisiones por parte de grupos no calificados

  • Opiniones minoritarias o individuales anuladas

  • Posibles problemas de seguridad

Peligros potenciales del liderazgo democrático

Si bien el liderazgo democrático se ha descrito como el estilo de liderazgo más efectivo, tiene algunas desventajas potenciales. En situaciones donde los roles no están claros o el tiempo es esencial, el liderazgo democrático puede conducir a fallas en la comunicación y proyectos incompletos.

En algunos casos, los miembros del grupo pueden no tener el conocimiento o la experiencia necesarios para hacer contribuciones de calidad al proceso de toma de decisiones. El liderazgo democrático también puede hacer que los miembros del equipo sientan que sus opiniones e ideas no se tienen en cuenta.

Para que un gobierno u organización sea verdaderamente democrático se requiere compartir toda la información. Esto puede conducir a posibles problemas de seguridad en algunos casos, lo que lo convierte en otro escollo del uso de un estilo de liderazgo democrático.

Cómo usar el liderazgo democrático

El liderazgo democrático funciona mejor en situaciones en las que los miembros del grupo son hábiles y están ansiosos por compartir sus conocimientos. También es importante tener mucho tiempo para permitir que las personas contribuyan, desarrollen un plan y luego voten sobre el mejor curso de acción.

Debido a que hay tantas personas involucradas, establecer fechas límite puede garantizar que obtenga la opinión de todos con tiempo suficiente para actuar en consecuencia. Proporcionar expectativas por adelantado también puede ser útil, dejando en claro cuándo se buscará la opinión del grupo y qué decisiones tomará la gerencia por su cuenta.

Una palabra de Psyathome

Como cualquier otro estilo de liderazgo, hay pros y contras de ser un líder democrático. Si decide que este es el mejor estilo para usted, seguir algunas pautas simples, como permitir suficiente tiempo y establecer plazos, puede ayudar a que este sea un enfoque efectivo.

Preguntas frecuentes

  • ¿Cuándo es el mejor momento para usar el liderazgo democrático?

    Si tiene suficiente tiempo para seguir un proceso democrático y los miembros de su grupo pueden proporcionar información de calidad, esta es una buena oportunidad para utilizar el liderazgo democrático. También es un buen momento para utilizar un estilo de gestión democrático si la decisión que debe tomar no implica revelar ninguna información privada o confidencial.

  • ¿Cómo se puede mejorar un estilo de liderazgo democrático?

    Facilite que todos los miembros del grupo compartan sus pensamientos e ideas. Para que una democracia funcione, todo el mundo tiene que sentir que puede dar su opinión y saber que será escuchada. Otras formas de mejorar un estilo de liderazgo democrático incluyen estar dispuesto a escuchar, empoderar a los miembros del grupo para que tomen ciertas medidas y crear un proceso de toma de decisiones cohesivo.

  • ¿Por qué es efectivo un estilo de liderazgo democrático?

    Cuando todos los miembros del grupo sienten que pueden contribuir con sus pensamientos y opiniones, pueden sentirse más animados a tomar un papel activo en el proceso. Este mayor compromiso conduce a ideas más creativas y mayores niveles de productividad. También reduce la probabilidad de que los miembros del equipo sientan que sus contribuciones no importan.

  • ¿Cuándo es menos efectivo un liderazgo democrático?

    Si no tiene tiempo suficiente para recopilar los aportes de todos y actuar en consecuencia, esto puede conducir a un proceso democrático ineficaz. Un estilo de liderazgo democrático también es ineficaz si los miembros del grupo no pueden contribuir de manera significativa o si la decisión que se toma requiere la difusión de información que no debería compartirse a gran escala.

Deja un comentario

La Ley del Efecto en Psicología

El principio de la ley del efecto desarrollado por Edward Thorndike sugirió que las respuestas seguidas de cerca por la satisfacción se unirán firmemente a

Cómo evitar la eyaculación precoz

En Psicólogos El Prado, contamos con terapeutas sexuales. Si estás buscando uno solución para la eyaculación precoz sigue leyendo y habrás dado el primer paso