Psyathome

Ira: características, complicaciones y causas

La ira es una emoción intensa que sientes cuando algo salió mal o alguien te hizo daño. Por lo general, se caracteriza por sentimientos de estrés, frustración e irritación. Todo el mundo siente ira de vez en cuando. Es una respuesta perfectamente normal a situaciones frustrantes o difíciles.

La ira solo se convierte en un problema cuando se muestra en exceso y comienza a afectar tu funcionamiento diario y la forma en que te relacionas con las personas. La ira puede variar en intensidad, desde una molestia leve hasta la ira. A veces puede ser excesivo o irracional. En estos casos, puede ser difícil controlar la emoción y podría hacer que te comportes de formas que de otro modo no te comportarías.

Características

Cuando estamos enojados nuestro cuerpo pasa por ciertos cambios biológicos y fisiológicos. Los ejemplos de cambios biológicos por los que podría pasar su cuerpo incluyen:

  • Aumento de los niveles de energía
  • presión arterial elevada
  • Aumento de hormonas como la adrenalina y la noradrenalina
  • Aumento de la temperatura corporal
  • Aumento de la tensión muscular

La ira no se ve igual en todos y todos la expresamos de diferentes maneras. Algunas características externas que puede notar cuando está enojado incluyen:

  • Voces elevadas
  • Puños cerrados
  • fruncir el ceño o fruncir el ceño
  • Una mandíbula apretada
  • físicamente temblando
  • latidos rápidos del corazón
  • sudar en exceso
  • Paseando excesivamente

Complicaciones

La ira es una emoción completamente normal y típicamente saludable. Sin embargo, puede ser perjudicial tanto para su salud emocional como física cuando pierde el control. Cuando estás enojado, tu cuerpo pasa por algunos cambios fisiológicos y biológicos.

Su ritmo cardíaco se acelera y su presión arterial se dispara. Su cuerpo también libera hormonas como la adrenalina y la noradrenalina. Hacer que su cuerpo pase por estos cambios con frecuencia, al enojarse repetidamente, puede provocar condiciones médicas y complicaciones como:

Identificando la ira

La ira no se ve igual en todos, ya que todos la expresamos de manera diferente. Para algunas personas, gritar puede ser una salida para su ira, mientras que otras pueden expresarlo golpeando físicamente un objeto o incluso a otra persona.

La ira es una emoción humana normal, pero es importante encontrar formas saludables de expresarla para no alienar a las personas que nos rodean. Expresar la ira de manera saludable también es importante para la salud mental.

Causas

La ira puede ser causada por influencias externas o internas. Una persona o un evento podría hacerte enojar. Podrías estar enojado porque alguien se coló en la fila frente a ti. Puede sentirse enojado cuando está emocionalmente herido, amenazado, dolorido o en una confrontación.

A veces usamos la ira para reemplazar otras emociones con las que preferiríamos no lidiar, como el dolor emocional, el miedo, la soledad o la pérdida. En estos casos, la ira se convierte en una emoción secundaria. La ira puede ser una reacción al dolor físico, una respuesta a los sentimientos de miedo, para protegerse de un ataque percibido o en respuesta a una situación frustrante.

La ira a menudo es causada por un desencadenante que puede ser racional o irracional. Algunos desencadenantes comunes que causan la ira incluyen:

  • Lidiando con la pérdida de un ser querido
  • perder un trabajo
  • Pasando por una ruptura
  • Fallar en un trabajo o una tarea
  • estar fatigado
  • Tener un accidente o padecer una afección que cause cambios físicos en su cuerpo (por ejemplo, perder la vista o la capacidad de caminar)

La ira también podría ser un síntoma o una respuesta a una condición médica. La ira puede ser un síntoma de depresión, abuso de sustancias, TDAH o trastorno bipolar.

tipos de ira

Hay tres tipos principales de ira.

  • Ira Pasivo-Agresiva: Aquí, una persona trata de reprimir su ira para evitar lidiar con ella, pero por lo general termina expresándola de maneras poco saludables y socavadoras.
  • Ira asertiva: Esta puede ser una opción saludable para expresar la ira. Se trata de manejar la ira de manera controlada mediante el uso de sus palabras para explicar con calma y tratar de calmar la situación. Aquí, la ira se expresa de una manera no amenazante.
  • Ira abiertamente agresiva: Este tipo de ira puede ir acompañada de agresiones físicas o verbales, como gritos o golpes. El objetivo de este tipo de ira suele ser herir emocional o físicamente a la persona a la que se dirige la ira.

La ira también se puede expresar de dos formas: verbal o no verbal.

  • Verbalmente: Cuando una persona expresa su ira verbalmente, es probable que la veas alzar la voz. Pueden volverse insultantes y decir cosas hirientes si su ira se dirige a otra persona.
  • no verbalmente: Notarás algunos cambios físicos leves en una persona que expresa su ira de manera no verbal. Pueden fruncir el ceño o fruncir el ceño y apretar la mandíbula y el puño. También pueden arremeter contra otra persona u objeto, a veces causando daño físico a la persona u objeto y, en algunos casos, incluso lastimándose a sí mismos.

Las dos formas en que las personas expresan su ira no se excluyen mutuamente y es posible ver a una persona expresar su ira de ambas maneras.

Tratamiento

La ira es una emoción normal que todos sentimos, y la mayoría de las personas pueden encontrar formas de expresarla de manera saludable. Sin embargo, algunas personas necesitan tratamiento. La forma más común de tratar el enojo excesivo es con terapia.

Terapia

Para la mayoría de las personas, es fácil identificar los desencadenantes y las emociones detrás de su ira. Pero algunas personas experimentan la ira repentina e intensamente sin poder controlarla o identificar los desencadenantes que la provocan.

Si está experimentando frecuentes e intensos estallidos de ira que le están causando daño físico y emocional a usted o a las personas que lo rodean, es posible que necesite ayuda profesional para lidiar con su ira.

La terapia de manejo de la ira se usa para ayudarlo a aprender formas saludables de lidiar con la emoción.

Albardilla

Es muy importante encontrar maneras de lidiar con la ira. Cuando permitimos que la ira tome el control de nuestras vidas, puede afectar todo lo que hacemos. Puede dañar las relaciones con nuestros seres queridos y causar problemas en nuestro lugar de trabajo. Si le ha resultado difícil controlar su ira en ciertas situaciones, aquí hay un par de mecanismos de afrontamiento que pueden ayudar.

  • Identificar la causa: El primer paso para hacer frente a la ira es identificar la causa raíz de su ira. Podría ser otra emoción, tal vez una de miedo o soledad. Podría ser un altercado que tuviste o un pensamiento desagradable que te vino a la mente.
  • Meditar: La meditación es muy beneficiosa para ayudar a controlar las emociones humanas. Puede comenzar con técnicas simples de meditación como ejercicios de respiración profunda. Cuando te enfrentes a una situación que te enfade, tómate un segundo antes de reaccionar. Puedes tomar varias respiraciones profundas para calmarte o tratar de contar hasta que sientas que te calmas.
  • Elaborar: Hacer ejercicio no solo es excelente para la salud física, también es beneficioso para la salud mental. También es una forma de canalizar emociones como la ira de una manera útil y productiva. Salir a correr o nadar rápidamente cuando está enojado podría ayudar a calmar la emoción.
  • Déjalo salir: No reprimas tu ira. Expresar su enojo cuando sienta que es la forma más saludable de superarlo. Es muy probable que reprimir la emoción provoque un arrebato repentino e intenso cuando menos lo espere.
  • Evite los desencadenantes: Si se enoja rápidamente, es útil tratar de identificar y evitar sus desencadenantes. Si a menudo te irritas cuando tienes una conversación con una persona en particular o sobre un tema en particular, evítala o evita ese tema hasta que hayas aprendido a controlar mejor tu ira.

Una palabra de Psyathome

Aprender a lidiar con su ira es una habilidad que puede aprender. También puede tomar algún tiempo aprenderlo, así que no te castigues cuando te encuentres cayendo en viejos hábitos cuando estás enojado. Revise los mecanismos de afrontamiento que le han funcionado y pruébelos nuevamente.

Es importante recordar que cuando se expresa correctamente, la ira es una emoción saludable. También puede ser beneficioso en situaciones peligrosas, ya que la emoción desencadena nuestra respuesta de lucha o huida. En algunos casos, esto puede ser útil para sacarnos de una situación peligrosa.

Deja un comentario

Escoptofobia o el miedo a ser mirado

La escoptofobia, también conocida como escopofobia, es el miedo a que te miren. Varía en severidad de persona a persona. Algunas personas tienen miedo solo

Definición y cómo detectar uno

¿Alguna vez has tenido la sensación cuando estás hablando con alguien que no está diciendo la verdad? ¿O que lo que están diciendo no coincide

Cómo meditar con cristales

Tal vez tenga algunos cristales o los haya visto en un estudio de yoga o meditación, y se esté preguntando cómo meditar con cristales, o

Cómo evitar la eyaculación precoz

En Psicólogos El Prado, contamos con terapeutas sexuales. Si estás buscando uno solución para la eyaculación precoz sigue leyendo y habrás dado el primer paso

¿Cómo combatir la ansiedad?

¿Qué es la ansiedad? La ansiedad y el miedo son las respuestas del cuerpo antes de que se perciba como una amenaza a la integridad.ya